Niños y niñas de Cecrea disfrutaron del eclipse

4

Muy contentos pero ante todo ansiosos de disfrutar por primera vez la experiencia de ver un eclipse total de sol con ubicación privilegiada. Así vivieron este martes el esperado fenómeno astronómico los 44 niños, niñas y jóvenes (NNJ) de todo el país, participantes del programa Centros de Creación (Cecrea) del Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio, quienes desde el domingo están en la comuna de Paihuano, región de Coquimbo, como parte del Campamento Eclipse.

Allí compartieron también con la ministra de las Culturas, Consuelo Valdés, quien destaca que “ver la cara de alegría y satisfacción de los niños que de Arica a Magallanes viajaron para disfrutar de este momento es conmovedor. Una cosa es tener estimulada la razón pero también es importante la emoción de ver qué pasa en nosotros y en la naturaleza a propósito del eclipse. Quisimos que abrieran su mente y su corazón para este momento único en sus vidas, para que después lo compartan con sus cercanos, sus familias y amigos”.

Los niños, niñas y jóvenes se levantaron temprano, desayunaron y recorrieron el poblado de Pisco Elqui dando inicio a la ruta que los llevaría a Quebrada de Paihuano, punto estratégico dispuesto por el municipio y donde unas tres mil personas vivieron la experiencia. Allí, los representantes de los Cecrea hicieron un picnic para esperar el avistamiento y se instalaron con telescopios y binoculares.

Para Aline Acuña (18 años), proveniente del Cecrea Temuco, su paso por el Campamento Cecrea significó “un aprendizaje y una experiencia para todos los que estamos aquí, porque por lo menos para mí es la primera vez que veo un eclipse así de cerca. Es algo que jamás voy a olvidar, así como este encuentro con mis compañeros de otras regiones”. Así lo confirma también Aynara Oyarzún (13 años), del Cecrea San Joaquín RM: “Es una experiencia única en la vida, porque uno no sabe si va a volver a tener esa oportunidad así que me siento feliz de haberla tenido y de hacer nuevas amigas. Me sentí muy cómoda y libre”.

Los NNJ se sumaron -desde el domingo- a la programación de tres días en el Campamento Eclipse, donde disfrutaron de una experiencia integral dividida en diferentes estaciones relativas a saberes locales, artes, ciencias y cultura digital, inspirados en el eclipse solar y principalmente bajo conceptos de luz y sombra, con el ánimo de motivar la experimentación y exploración desde el fenómeno astronómico como fuente de inspiración y conocimiento hacia la creación interdisciplinaria.

Para ello contaron con intervenciones de artistas nacionales e internacionales entre los que se cuenta el artista visual Benjamín Ossa (Chile), la artista sonora Maia Urstad (Noruega), el músico Cristóbal Carvajal (Chile), la Fundación Astromanía y el músico Carlos Cabezas (Chile). Este último reconoció que “se siente muy bien participar en una instancia que desarrolla una mirada humanista sobre la educación, un poco más amplia de lo que normalmente entendemos, al empatizar el desarrollo de la sensibilidad creativa como aprendizaje de vida”.