Reptil de 300 millones de años «resucita» como robot

65

Durante el verano de 1995, la paleontóloga estadounidense Amy Henrici descubrió una especie de 300 millones de años de antigüedad y perteneciente a los Diadectomorfos, un grupo intermedio entre anfibios y reptiles en términos evolutivos. Los científicos la denominaron Orobates pabsti (Caminante de montañas), en referencia a su hábitat.

Con este hallazgo surgió la incógnita sobre el modo de vida de Orobates y su forma de sobrevivir en ecosistemas de alta montaña. Para salir de estas dudas, un equipo formado por investigadores de la Universidad Humboldt en Berlín (Alemania) y la Escuela Politécnica Federal de Lausanne (Suiza) ha estudiado la habilidad locomotora del Orobates.

Según recoge un artículo publicado por la revista Nature, los estudios realizados, junto al hallazgo de algunas huellas del animal, permitieron crear un modelo tridimensional, el cual ha permitido a los autores sacar información adicional sobre los animales del Pérmico temprano.

“El modelo robótico nos ha permitido probar la hipótesis acerca de la locomoción de este animal de una forma que de ninguna otra manera se habría podido conseguir”, cuenta a Sinc Kamilo Melo, coautor del estudio.

Los científicos esperan que su ensayo ayude a entender cómo los animales salieron de los océanos para conquistar tierra firme. Estiman además que este ejemplar particular era capaz de alejarse del agua mucho más de lo que se podía imaginar en aquellos primeros vertebrados.