Impulsan campaña para ir en ayuda de bomberos y damnificados por incendios en Valparaíso y O’Higgins

La cruzada solidaria impulsada por Red de Alimentos, en colaboración con el banco BCI, ya ha beneficiado a 1.395 personas -entre ellas, voluntarios de bomberos, familias afectadas y ollas comunes- en los primeros 3 días de la emergencia.

104

Son 945 voluntarios de nueve compañías de Bomberos, que combaten incendios en Valparaíso y O’Higgins y 450 personas damnificadas por estas emergencias, la que ya han recibido el apoyo en estos primeros días de la emergencia, gracias a la campaña solidaria impulsada por Red de Alimentos y en colaboración con el Banco BCI.

La iniciativa forma parte de las acciones que la ONG Red de Alimentos pone en práctica para colaborar en forma inmediata en situaciones críticas en el país, señaló María Eugenia Torres, gerente general de Red de Alimentos.

“Tenemos diseñado un modelo de respuesta ante emergencias que, en coordinación con las autoridades, nuestras empresas socias y las organizaciones sociales beneficiarias de la RED que operan a lo largo de todo el país, nos permite brindar un rápido y oportuno apoyo, entregando alimentos y artículos de primera necesidad a las personas afectadas, así como también a Bomberos, voluntarios y brigadistas, quienes trabajan sin cesar, especialmente en los primeros días de las catástrofes”, explicó.

Red de Alimentos dispone de la experiencia y logística necesarias para levantar los requerimientos desde los primeros momentos de la emergencia, la coordinación para enviarlos a zonas afectadas y la articulación con las autoridades, empresas y organizaciones sociales para hacerlos llegar eficientemente a quienes los requieren. Además, cuenta con un equipo que vela por la correcta distribución, recepción y uso de los recursos entregados.

Gracias a este modelo, en los primeros 3 días de esta nueva y lamentable emergencia, la RED ha distribuido 21.005 kilos de alimentos, líquidos y productos de higiene, a 1.020 personas en la región de Valparaíso y 375 en la región de O’Higgins. En estos primeros días, esta ONG puso foco en apoyar a los voluntarios de bomberos que están combatiendo los incendios, a quienes les ha hecho llegar agua, bebidas isotónicas y barras de cereal, entre otros productos, que son esenciales en estas circunstancias, gracias al apoyo que recibió de Fundación Viento Sur y enviados hasta sus destinos gracias a Transportes Nazar y Transportes Velásquez. Por otra parte, ha coordinado la entrega de más de 1.000 kilos de pollo donados desde las tiendas KFC de Viña del Mar y Concón, que fueron destinados en forma inmediata a bomberos y ollas comunes de la zona y también ha recibido el apoyo de PedidosYa, donde sus clientes pueden colaborar directamente desde esta app en el momento de su pedido.

Mientras tanto, el equipo de Red de Alimentos sigue levantando necesidades; hasta ahora tiene identificadas 2.868 personas damnificadas y 1.386 voluntarios de bomberos que necesitan apoyo. Por ello, el objetivo de esta campaña es contar con los recursos necesarios para complementar el mix de productos entregados, así como gastos de la logística requerida. Para

colaborar en la campaña, las personas pueden hacer sus donaciones en la cuenta corriente 10668799 en el banco BCI, de la Corporación Red de Alimentos (RUT 65.020.518-9), enviando el comprobante al correo electrónico info@redalimentos.cl.

Red de Alimentos es una ONG que implementó el modelo de bancos de alimentos en Chile el 2010, consolidándose como una alternativa sostenible a la pérdida y el desperdicio de bienes, evitando que sean desechados y redistribuyéndolos a personas en situación de vulnerabilidad, logrando así un triple impacto: social, económico y medioambiental.

Desde el inicio de su operación, ha rescatado 76 millones de kilos de alimentos y 28 millones de unidades de pañales y artículos de higiene y aseo personal, evitando la emisión de más de 171 mil toneladas de CO2, que estos productos hubiesen producido durante su destrucción. Actualmente, 216 empresas son parte de la RED, y beneficia a más 250 mil personas cada año, a través de 1.341 centros de atención de beneficiarios en todo el país, atendidos por 439 organizaciones sociales y en sus 3 Despensas Sociales que apoyan en forma directa a 5.500 personas mayores.